- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Reciclaje

Ante la dificultad de viajar a Marte, la humanidad opta por convertir la Tierra en el planeta rojo

EN CINCUENTA AÑOS, TENEMOS MARTE EN CASA

Teniendo en cuenta el enorme coste económico y tecnológico que supondría un hipotético viaje tripulado a otro planeta, la humanidad parece estar optando por convertir la superficie de la Tierra en Marte, según puede deducirse de los últimos informes medioambientales publicados por la ONU. «La humanidad consigue todo lo que se propone y, como especie, nuestro mayor reto era vivir en Marte y vamos a conseguirlo de una forma u otra», explica Josef Aschbacher, director de la Agencia Espacial Europea, una institución que, según él mismo admite, «cada vez tiene menos sentido».

«Terraformar Marte es dificilísimo, pero marcianificar la Tierra… Ah, amigo, eso es otra cosa. Y se nos está dando genial si miramos los datos de desertización, sequía y extinción de especies animales», admite Aschbacher, muy ilusionado con la posibilidad de estudiar Marte «con todas las comodidades de estar en casa».

Los científicos, que eran hasta ahora los únicos interesados en estudiar y pisar el planeta rojo, agradecen a la población de la Tierra su cooperación. «Vamos a poder analizar las condiciones de vida en un planeta de clima extremo y prácticamente inhabitable sin movernos del sitio: de verdad, muchísimas,  muchísimas gracias…», han declarado diversas asociaciones de astrofísicos. Ahora, «tal y como están algunas regiones de la Tierra», consideran que fue una estupidez haber gastado tanto dinero en enviar al Rover Curiosity al espacio «cuando solo hacía falta esperar un poco».

«Llevábamos tiempo quejándonos de lo mal que estabais tratando la Tierra, como si fuéramos los únicos que se daban cuenta de la hecatombe que se nos venía encima, pero ahora nos hemos dado cuenta del enorme regalo que nos estáis haciendo porque todos los humanos, y no solo unos pocos astronautas, podremos disfrutar de la experiencia Marte», dicen los científicos. Agradecen también la cooperación, no solo de los ciudadanos, sino de las grandes corporaciones y de los gobiernos, que se están implicando «como no se habían implicado nunca» en una misión científica.

Hasta el momento, eran los multimillonarios los que más empeñados estaban en viajar al espacio, por lo que ahora se entiende que sean ellos los que más se estén esforzando en convertir la Tierra en un cuerpo espacial sin atmósfera.

Últimas publicaciones

AQUÍ PODEMOS PONER...

Cosas vuestras. Desde una imagen, a diversos enlaces a diversas categorías.