¿Has vendido o vas a vender tu ordenador? Entonces es posible que te estés planteando cómo decirle que en algún momento pasará a las manos del comprador y que no volveréis a veros nunca más. Prepararle para ese momento es sencillo, pero debes seguir estos pasos para que no se lleve un disgusto.

PASO 1. Informa a tu ordenador,  mediante indirectas, de que ha llegado el momento de separaros: Busca información de ordenadores mejores que él en internet. Tu computadora empezará a sospechar que te quieres deshacer de ella en cuanto vea que comparas precios, recopilas información y, sobre todo, te guardas pantallazos de los ordenadores que te interesan.


PASO 2. Intenta usar programas o videojuegos que tu ordenador simplemente no pueda manejar. Así empezará a comprender que vuestros caminos han de separarse.


PASO 3. No le grites. Si va lento no es culpa suya, es la sociedad la que ha cambiado.


PASO 4. Hazlo partícipe del proceso de compraventa: Usa el ordenador para poner un anuncio de él mismo en Milanuncios. De esta manera verá que no lo estás vendiendo a sus espaldas. Es posible incluso que crea que la decisión la habéis tomado los dos y no tú por tu cuenta. 


PASO 5. Habla con él y asegúrale que tiene mucha vida por delante. Que ahora tú quieras ir por tu cuenta no implica que él sea un trasto inútil. 


PASO 6. Una vez él intuya que va a ser vendido, el ordenador irá aún más lento, te retará, te desafiará y pondrá a prueba tu paciencia. No caigas en su juego, habéis sido compañeros mucho tiempo y recuerda que no os separáis por problemas personales sino profesionales (tú buscas proyectos más interesantes y rentables y él prefiere ir más lento).


PASO 7. Sé realista: Prepara a tu ordenador para lo peor. Puede que vaya a parar a alguna familia que no sepa lo que es el doble clic, que haga búsquedas en Google como “por favor dime donde está el correo”, “Kim Kardaisan que edad tiene no lo se ayuda” o “uñeros fotos”. Acostúmbrale a lo peor durante unos días para que vea que no pasa nada, para él todo son unos y ceros.


PASO 8. Pasad tiempo de calidad juntos, a modo de despedida. Prepara una última comida delante de tu actual ordenador haciendo una de vuestras actividades favoritas: ver el perfil de Facebook de viejos amigos del colegio y beber vino.


PASO 9. Por último, bórrale la memoria para que olvide quién eres y no le duela tu recuerdo.