- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Este es tu último artículo gratis este mes. Te queda un artículo gratis este mes. Te quedan unos pocos artículos gratis este mes.
No renuncies a la Verdad, suscríbete

Suscríbete

Dos de cada tres españoles corrigen diciendo «nucelar» cada vez que alguien les habla de la posibilidad de una guerra nuclear

LA PREOCUPACIÓN POR DECIRLO BIEN SUPERA A LA AMENAZA EN SÍ

Debido a la influencia cultural de la serie Los Simpson, a día de hoy, dos de cada tres españoles corrigen diciendo “nucelar” cada vez que alguien les habla de la posibilidad de una guerra nuclear. Si alguien dice “Rusia está planeando lanzar una bomba nuclear en el corazón de Europa que podría acabar con millones de vidas”, enseguida un español le va a responder entre risas “nucelar, se dice nucelar”.

Incluso en el Ministerio de Defensa, Margarita Robles se dedica constantemente a hacer la broma. “Tenemos una amenaza nuclear, ministra”, le pueden decir sus asesores, que ella va a responder siempre “nuclear no, nucelar, se dice nucelar”. Debido a la influencia de la serie, los españoles han perdido todo el respeto a los desastres nucleares. “Si se produjera una catástrofe como la de Chernóbil en España, millones de españoles se morirían de risa”, advierten desde el Gobierno.

Para uno de cada tres españoles, la preocupación por decir bien nuclear y no ser corregido por los demás ya supera a la amenaza nuclear en sí. “Yo no llevo toda mi vida estudiando protocolos y dedicándome a la seguridad para que un niñato me corrija a la hora de decir nuclear”, lamenta Jimeno Cachelos, responsable de seguridad de la central nuclear de Almaraz, en Cáceres.

Este no es el único aspecto en el que Los Simpson han marcado a la sociedad española: desde hace años, la industria de la langosta está completamente en quiebra debido a que los españoles se niegan a comerse a “Tenacitas”.

Apúntate a nuestro boletín semanal gratuito para recibir una selección de los titulares más significativos de la semana.

Necesitamos tu apoyo para poder construir la Verdad entre todos

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Ayúdanos a seguir construyendo la actualidad del mañana libre de censuras y publicidad.

Últimas publicaciones