- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Este es tu último artículo gratis este mes. Te queda un artículo gratis este mes. Te quedan unos pocos artículos gratis este mes.
No renuncies a la Verdad, suscríbete

Suscríbete

La furgoneta de una floristería con una enorme antena parabólica, aparcada en medio del Congreso mientras Sánchez niega los supuestos casos de espionaje

"NI CASO, SE HABRÁ PERDIDO O NO HABRÁ SITIO EN LA CALLE", HA DICHO SÁNCHEZ

El Gobierno se desvincula por completo del supuesto espionaje masivo e ilegal a rivales políticos ejecutado mediante el programa Pegasus «o mediante cualquier otra vía», tal y como ha asegurado Pedro Sánchez esta mañana en el Congreso en una comparecencia que se ha visto interrumpida por las maniobras de una furgoneta blanca con cristales opacos y una enorme antena parabólica en el techo que ha intentado aparcar en medio del hemiciclo. «Ni caso, es una furgoneta de una floristería, algo completamente normal y corriente», ha dicho Sánchez.

«Como digo, no ha habido espionaje a políticos… Señorías, intenten no hacer caso a la furgoneta, que probablemente tenga que hacer algún reparto por la zona y ha aparcado aquí, simplemente», ha insistido Sánchez cuando algunos diputados, quejándose y golpeando sus escaños, señalaban a la furgoneta de la empresa «Floristería Flores», que consideraban «sospechosa».

«¿Qué antena? La antena de la radio será, yo no entiendo de coches ni de floristerías», ha respondido el presidente cuando otros diputados le han señalado que la gigantesca antena parabólica instalada en el techo de la furgoneta era llamativa.

«No creo yo que sea del CNI esta furgoneta, dado que es de una floristería, lo pone claramente. Si fuera de una empresa de espionaje pondría ‘Espías López’ o algo así. No entiendo el motivo por el que algunos partidos políticos sospechan, por sistema, de la actividad empresarial, especialmente hoy, cuando tenemos que debatir sobre las ayudas al transporte», ha repetido el presidente. Como gesto de buena voluntad, Sánchez ha querido obsequiar a todos sus rivales políticos con bolígrafos de grandes dimensiones «para que se los lleven a todas sus reuniones».

«Gracias por los bolígrafos pero ni siquiera son bolígrafos espías, son bolígrafos con un micrófono marca Shure agarrado con celo y un cable, por cierto no muy largo», ha protestado Gabriel Rufián entre risas. Sánchez ha insistido, siempre en tono cordial, que el cable «no es un cable de audio ni nada de eso, sino el típico cordel que a veces hay en los bolígrafos de propaganda de los bancos».

«Sobre todo no corten el cordel, que entonces el bolígrafo se rompe», ha añadido el presidente.

Tras su intervención, en la que ha recalcado una y otra vez que «España no espía a rivales políticos», Pedro Sánchez ha querido invitar a todos los políticos independentistas a una cena en el reservado del restaurante italiano «Spionaggio» que hace, según él, unas «pizzas cojonudas».

Apúntate a nuestro boletín semanal gratuito para recibir una selección de los titulares más significativos de la semana.

Necesitamos tu apoyo para poder construir la Verdad entre todos

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Ayúdanos a seguir construyendo la actualidad del mañana libre de censuras y publicidad.

Últimas publicaciones