- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Este es tu último artículo gratis este mes. Te queda un artículo gratis este mes. Te quedan unos pocos artículos gratis este mes.
No renuncies a la Verdad, suscríbete

Suscríbete

Los vecinos del Empire State Building deciden poner ascensor después de años negociando

LOS VECINOS DE LAS PRIMERAS PLANTAS SE NEGABAN A PAGAR SU INSTALACIÓN

Fumata blanca en el emblemático rascacielos de Nueva York. Desde 1931, varias generaciones de inquilinos del Empire State Building reclamaban la instalación de un ascensor, con la necesaria derrama para financiarla. Nunca antes habían logrado los votos suficientes para sacar adelante el proyecto. Esta semana, al fin, han conseguido convencer a los vecinos reacios, los de las primeras plantas.

«En la planta primera hay dos bufetes de abogados muy potentes que, desde hace años, bloqueaban cualquier avance en las negociaciones», comenta un vecino del piso 102. «Podías saber a qué altura vivía cada uno solo con fijarte en las piernas», añade. Los inquilinos de mayor edad acababan encerrándose en sus domicilios para no tener que subir las escaleras, tarea que podía acabar con sus vidas.

La gran cantidad de vecinos del edificio permite que el precio de la instalación sea asequible, aunque es verdad que el coste aumenta con el número de plantas. «A los de abajo todo les parecía caro porque ellos no necesitaban un ascensor», explica un vecino del piso 88.

Finalmente, ha sido un fondo buitre el que ha desbloqueado el asunto comprando el edificio entero. «Han comprado todas las plantas y nos echarán a todos para ofrecer pisos turísticos. Quieren un ascensor para mejorar la oferta comercial», aclara un vecino del piso 76 que tiene un mes para abandonar su residencia. «Ojalá les dé tiempo a poner el ascensor antes de que me tenga que ir, me gustaría probarlo al menos unos días», declara.

Apúntate a nuestro boletín semanal gratuito para recibir una selección de los titulares más significativos de la semana.

Necesitamos tu apoyo para poder construir la Verdad entre todos

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Ayúdanos a seguir construyendo la actualidad del mañana libre de censuras y publicidad.

Últimas publicaciones