- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Los lingüistas chinos aclaran que en su idioma la palabra “crisis” no es sinónimo de “oportunidad” sino de “muerte inminente y dolorosa sin posibilidad de salvación”

"Y RUINA ECONÓMICA, MUCHA", INSISTEN LOS LINGÜISTAS

Pidiendo a occidente que deje de decir “tonterías” sobre su idioma, los chinos han querido aclarar esta mañana que, al contrario de lo que suele decirse, en chino la palabra “crisis” no significa “oportunidad”, sino “calamidad terrible y con nulas posibilidades de supervivencia o recuperación”. La leyenda urbana, muy usada en charlas y textos motivacionales de autoayuda, vincula la palabra crisis, formada por los caracteres 危 y 機, a “riesgo” y a “oportunidad” respectivamente. Sin embargo, los lingüistas chinos dicen que la traducción es completamente falaz, dado que el carácter  lo que significa es “peligro de dimensiones colosales apenas comprensible por el entendimiento humano”. 

Aunque es intraducible, la segunda grafía significa “hecatombe que te triturará como la mano de un dragón aplasta a una hormiga sin mirarla ni advertir su existencia”, pero con ciertas connotaciones de “alarma o peligro inminente que solo se intuye pero no se entiende”. Sería algo así como “¡¡PELIGRO PELIGRO, EVITAR A TODA COSA, NOOOOOO!!” sumado al entendimiento tranquilo de quien se enfrenta a un destino fatal e irremediable y ante el que no se puede hacer nada más allá de cerrar los ojos y dejarse llevar, dándolo todo por perdido.

El error de traducción al vincular “crisis” con “período de cambio y oportunidad” viene dado por un doble negativo que en realidad lo que hace es enfatizar la “no-oportunidad” e incluso la “ausencia absoluta de oportunidad” o “ser muy gilipollas para ver aquí una oportunidad”. 

“Cuando nos enfrentamos a una crisis, nuestro idioma nos inclina a pensar que no estamos ante un reto sino ante la certeza de que de ahí vamos a salir vivos la mitad y de que, cuando ese período acabe, estaremos muchísimo peor que al empezarlo”, han aclarado los lingüistas chinos, insistiendo en que sería de “imbéciles e ignorantes” ver en una crisis una “remota posibilidad de cambio a mejor”. 

Los españoles, tras enfrentarse a la crisis de 2008 y ahora a la crisis del coronavirus, han respondido a los lingüistas chinos que en su idioma, el español, la palabra crisis empieza a significar más o menos lo mismo que en chino. 

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.

Últimas publicaciones