- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Los 43 segundos en los que este hombre salió de casa sin recordar ponerse la mascarilla, los más felices y puros de los últimos seis meses

AHORA, CON LA MASCARILLA YA PUESTA, LOS RECUERDA CON NOSTALGIA

La duración del trayecto que va de la puerta de casa a la calle -momento en el que ha dicho “mierda” y se ha dado cuenta de que se le había olvidado ponerse la mascarilla y ha recordado la pandemia de golpe- ha sido el único instante de felicidad, pureza y despreocupación que ha vivido Luis Hidalgo Ariza en más de medio año, según han informado fuentes cercanas. “He bajado a la calle un momento a comprar tabaco y he salido como si nada, como si… bueno, como si todo fuera normal, han sido 43 segundos increíbles”, ha explicado a la prensa. Según dice, ha habido un instante en el que ha pensado “¿Por qué estás tan bien? Algo falla” y entonces ha recordado que tenía que volver a casa a por la mascarilla.

“El viento en la cara… la sensación de libertad. Luego he visto a una persona en la calle con la mascarilla y me ha venido todo de golpe: el virus, Fernando Simón, los aplausos, la curva, el gel hidroalcohólico, los bares cerrados…”, ha explicado a la prensa, señalando el sitio exacto en el que ha salido de su ensimismamiento y ha recordado que la vida ahora es completamente distinta y que el mundo ha cambiado para siempre. 

Afirma que el trayecto de 28 escaleras ha sido el mejor momento de su vida en mucho tiempo. Un momento que ahora, ya con la mascarilla puesta y plenamente consciente de cómo es el mundo de la actualidad, recuerda con nostalgia. “Oh, ese Luis radiante, alegre y optimista de hace un rato, cómo le envidio”, admite. 

Según las fuentes, esta noche a las once, mientras Hidalgo reflexione sobre esos 23 momentos de pura despreocupación, sufrirá un ataque de ansiedad al pensar que quizá, durante el trayecto sin mascarilla, puede haber contraído la COVID-19.

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.

Últimas publicaciones