- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

La Santa Sede no sabe cuánto tiempo más podrá ocultar a los cristianos la existencia de los homosexuales

“COSAS COMO LO DEL ORGULLO NO AYUDAN PORQUE VEN ESAS BANDERAS LLAMATIVAS Y HACEN PREGUNTAS”, SE QUEJA EL PAPA

Después de casi dos mil años tratando de esconder a sus fieles la existencia de personas homosexuales, esta semana al fin la Santa Sede ha reconocido que no sabe cuánto tiempo más podrá ocultar a los cristianos esta realidad. “Se van a llevar un disgusto enorme, nuestros feligreses ni se imaginan que hay personas con estas preferencias”, reconoce un abatido Papa Francisco.

En el Vaticano preocupa que los cristianos lean libros que no sean la Biblia, donde pueden aparecer personas del colectivo LGTBIQ+ que les confundan. “De momento vamos saliendo del paso, pero ahora con la televisión y con internet es más complicado que nunca mantenerlos ajenos a todo esto”, se sinceran desde la Santa Sede.

“A veces nuestros feligreses ven a personas del mismo sexo besándose en la calle y ya no sabemos cómo explicarlo”, lamenta el Papa. “Eventos como los del Orgullo no ayudan porque ven esas banderas llamativas y hacen preguntas”, se queja. “No sé, entendemos que tarde o temprano tendremos que sentarnos a explicárselo, pero creo que necesitamos al menos otros dos mil años”, reconoce el Sumo Pontífice.

Cuando la Iglesia Católica decida hablar con sus fieles sobre la existencia de la homosexualidad, también aprovechará para comentar algo acerca de la pederastia, un tema que sí han estado estudiando mucho.