- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Cómo hacer un buen vídeo de presentación para vender tu vivienda ahora que no se puede enseñar

NUESTROS EXPERTOS TE ASESORAN

En estos momentos, debido al confinamiento, la única manera de enseñar tu vivienda es a través de un recorrido virtual. Si quieres mostrar tu piso en todo su esplendor, es muy importante tener en cuenta una serie de requisitos indispensables para despertar el interés de los compradores potenciales. Para facilitarte las cosas, a continuación nuestros expertos te enseñan cómo hacer un buen vídeo de presentación de tu casa:

Evita tapar el objetivo de la cámara con tu dedo. Es importante dar una sensación de profesionalidad. Si tapas partes de tu casa con el dedo, el comprador puede espantarse.

El de asuntos internos no puede saber que todo era una trampa hasta el final. Tienes que mantener el suspense durante toda la grabación y sorprender al comprador con un giro de guión en el tercer acto.

Nunca te gires a mirar las explosiones. Siempre que hagas explotar alguna habitación de tu vivienda después de mostrarla, evita girarte y así darás una sensación de control total al posible comprador.

Añade un triángulo amoroso. Los vídeos de presentación pueden hacerse muy monótonos y aburridos, por eso es interesante meter un triángulo amoroso que genere más interés en el espectador.

Que no falte un plano desde el interior de la nevera en el que la abres para ver qué desayunas. Si quieres que alguien te compre el piso ya puedes ir metiendo una cámara dentro de la nevera.

Una persecución en el pasillo siempre ayuda. Coches, disparos, accidentes, emoción… son cosas que no pueden quedarse fuera si quieres que alguien te compre el piso de una vez por todas.

Cuando cierres la puerta con espejo del armarillo del baño, debe aparecer alguien reflejado que te dé un susto de muerte. Añade un estruendo cuando hagas el montaje del vídeo y el posible comprador se llevará un susto tan grande que querrá pagarte un depósito enseguida.

Imprescindible que una tetera empiece a silbar en algún momento de la grabación. Deja que haga ruido durante un buen rato, como si no la escucharas. Cuando el sonido resulte demasiado molesto incluso para ti, camina hacia la cocina para apagarlo y aprovecha para enseñar varias zonas de tu casa.

Contrata a Dani Rovira, Javier Gutiérrez o Anna Castillo para que lo protagonicen. Por ley, no se puede grabar material audiovisual en España en el que no salga una de estas tres personas.

Añade una escena en la que todos se pongan a bailar y a cantar por la casa. Además de una casa estás vendiendo experiencias, así que lo mejor es ofrecer una agradable experiencia musical a la persona interesada en adquirir tu vivienda. Vístete con la ropa de la boda de tu primo Ramón y ponte a bailar con todos los miembros de la familia. Marcarás la diferencia.

Al final confiésale al espectador que tú eres su padre. Cuando parezca que ya todo ha terminado, resérvate una sorpresa final que deje al espectador pensando en tu vídeo durante días, de manera que no se pueda resistir a comprar tu casa.