- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

El Vaticano dejará de cobrar derechos por la postura del misionero al haber caducado la patente

HASTA AHORA, MUCHOS RECURRÍAN A VERSIONES DE IMITACIÓN QUE PROVOCABAN ORGASMOS FINGIDOS

El sexo tradicional será un poco más asequible a partir de 2020, cuando caducará la patente de la postura del misionero, que pasará a ser de dominio público. El Vaticano confirmaba la noticia esta tarde, admitiendo que la renuncia obligada al cobro de los derechos de esta posición sexual que inventaron y extendieron los dominicos y los franciscanos en el siglo XVI supondrá un duro golpe para las finanzas de la Santa Sede.

La liberalización de la postura del misionero ha sido celebrada en todos los rincones del mundo y son muchos los que admiten que, hasta ahora, evitaban practicarla hasta poder hacerlo de forma gratuita. Otros tantos recurrían a versiones de código abierto de otras religiones, generalmente animistas, con disposiciones que imitaban a las del misionero pero, según los expertos sexólogos, «no tan efectivas y que normalmente provocaban orgasmos fingidos, cuando no lesiones leves».

Ahora, algunas asociaciones de pueblos indígenas reclaman al Vaticano el reembolso de todos los derechos de una postura con la que la Iglesia católica ingresaba miles de millones de euros anuales, pues consideran que ese dinero está «manchado de sangre» y debe servir para reparar los agravios históricos.

El Vaticano no ha aclarado por el momento si verá con buenos ojos a partir de ahora otras posturas sexuales que hasta ahora condenaba porque no cobraba por ellas. Algunos teólogos sospechan que, en adelante, «se podrá dar por el culo por la Gracia de Dios».