- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Un error en el GPS provocó que Inés Arrimadas informara a una señora belga de que la República Catalana no existe

LA SEÑORA HA ANUNCIADO QUE VOTARÁ A CIUDADANOS EN LAS PRÓXIMAS ELECCIONES

El pasado domingo, debido a un error en el GPS del autobús, un gran número de periodistas y de simpatizantes de Ciudadanos, con Inés Arrimadas a la cabeza, se pasaron cerca de una hora protestando y lanzando consignas enfrente de la casa de Lina Goossens, una señora belga que lleva más de 20 años viviendo en Waterloo. “Estaba bastante segura de que la República Catalana no existía, pero aún así se agradece la aclaración”, declaró a la decena de medios que se encontraban en su jardín.

Después de dar muchas vueltas por el barrio residencial y de preguntar a varios vecinos, la comitiva liderada por Inés Arrimadas recurrió al GPS y acabó en el portal de una sorprendida Lina. “Yo veía que me gritaban, pero no entendía nada de lo que decían”, se sincera. “Cuando me acerqué a la puerta para mirar, se volvieron locos y me empezaron a hacer gestos, así que me metí para dentro”, añade. “De los nervios ni me acordé de cerrar la puerta”, aclara.

Aunque la primera toma de contacto fue accidentada, al cabo de una hora la señora belga empezó a entender las consignas que lanzaba la jefa de la oposición de Cataluña desde el jardín de su casa, a las que vio mucho sentido. “La verdad es que, después de una hora escuchando, me di cuenta de que Ciudadanos es el cambio sensato”, reconoce.

“En las próximas elecciones tendrán mi voto”, ha anunciado desplegando una bandera de España en su balcón y declaraba su intención de solicitar la ciudadanía española para poder votar.

A primera hora de la mañana, Lina Goossens se ha encontrado con Carles Puigdemont en la cola del supermercado y le ha informado de que la República Catalana no existe. “Al principio se sorprendió un poco, pero yo diría que se lo ha tomado bien”, ha asegurado. Nada más volver a casa, la señora ha intentado ponerse en contacto con Arrimadas para que le confirme si el Reino de Bélgica existe o no.