- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Felipe VI no dará el Mensaje de Navidad de este año porque no quiere «encasillarse»

LE GUSTARÍA DAR EL SALTO A LA GRAN PANTALLA

Tras cuatro años en el trono, Su Majestad el Rey Felipe VI ha decidido que este año no dará el discurso de Navidad porque empieza a sentirse “muy encasillado”. En una entrevista ofrecida a este medio, Felipe VI confesaba que “el primer año te hace ilusión por la novedad, pero ahora ya no tanto”.

Más de ocho millones de espectadores asistieron al Mensaje de Navidad del último año, alcanzando el 65,6% de cuota de pantalla y otorgándole así la máxima audiencia desde 2014; unos datos que Felipe VI agradece “enormemente”, aunque también comenta que eso “no te da la felicidad”. Su Majestad afirma que al final solo le conocen como el que da el mensaje de Navidad y que, a la larga, “te limita mucho”. Su padre, el Rey Juan Carlos I, ha estado casi cuarenta años al frente de este espacio, pero su sucesor ya ha tenido suficiente y está pensando en tomarse un año sabático para estudiar diseño o interpretación en el extranjero.

El rey de España ha comentado también que es muy duro ser conocido como “hijo de” toda la vida y sufrir comparaciones constantes; por eso ahora quiere hacer cosas por sí mismo. “Mi madre dice que tengo buena voz, pero el mundo de la música es muy difícil”, admite

La reina Letizia, que apoya incondicionalmente a su marido en esta decisión, ya se ha ofrecido para sustituirle en el discurso de Navidad y, aunque asegura tener “muchas tablas”, también confiesa que no sabe cómo se lo van a tomar los españoles porque este país todavía es “muy machista”.

Felipe VI no ha querido revelar más detalles sobre sus planes de futuro, no obstante, declara que le gustaría dar el salto a la gran pantalla, “pero aún no lo sé”.