Antonio Brasero tuvo que interrumpir ayer su sección de meteorología en Antena 3 porque llegó a su piso antes de lo esperado. “Normalmente me da tiempo a terminar e incluso a veces tengo que esperar un poco más en silencio, pero estuvieron revisando el ascensor y algo han hecho que sube más rápido”, explica el periodista y presentador.

Por culpa del incidente, la cadena tuvo que emitir más anuncios de lo habitual, algo totalmente anómalo en Antena 3. “Supongo que la gente pensó: ¿Qué ha pasado hoy en Antena 3 que hay muchos anuncios?’. Pero de verdad que no es mi culpa, yo subí al ascensor a la hora de siempre, le di al botón y entró la careta, todo normal”, insiste Brasero.

Atresmedia ha solicitado una revisión del ascensor, aunque los técnicos creen que la velocidad actual es la correcta. “Si a partir de ahora va a subir a este ritmo, es posible que Roberto se tenga que mudar al octavo”, sugerían desde el departamento de Programación, dejando claro que “la información meteorológica tiene que durar lo que tiene que durar, no menos”.

“Te digo una cosa: prefiero dar el tiempo subiendo por las escaleras que afrontar una mudanza”, comentaba el presentador, reconociendo al mismo tiempo que “habría que pintar las paredes de verde y para eso tendría que pedir permiso a la comunidad”.

De momento, la sección de esta noche se hará subiendo primero al noveno y luego bajando al quinto, intentando que las puertas se abran y se cierren en el menor tiempo posible para no interferir en la emisión.