Después de perder todo su dinero apostando en 888 Póker, compañía a la que presta su imagen, el presentador Carlos Sobera se ha visto obligado a hacer horas extra en el programa First Dates: aparte de conducir el espacio, debe encargarse de elaborar los platos en la cocina, servirlos y fregar el local en cuanto se han ido los concursantes.

“El dinero que le paga 888 Póker se lo gasta en 888 Póker”, confirman fuentes de la productora del programa. La empresa reconoce que está ahorrando dinero porque un único empleado saca adelante casi todo el trabajo, pero el cansancio empieza a hacer mella en Sobera y su ceja apenas tiene fuerzas para levantarse “porque el Energisil ese que toma no le hace nada de nada”.

“Si se fijan en las bolsas de sus ojos verán que esta persona no duerme apenas, se pasa las noches apostando y en el programa le hemos tenido que prohibir el móvil porque tampoco es capaz de controlarse. A veces intenta instalar la aplicación de apuestas en el teléfono de algún concursante pero, afortunadamente, está todo lleno de cámaras y lo pillamos enseguida”, explica el productor ejecutivo de First Dates.

Sobera ha llegado a proponer a Cuatro una versión de First Dates llamada First Bets donde, en vez de conocerse, los concursantes juegan al póker. Aunque 888 Póker se ha mostrado dispuesta a apostar por la idea, el entorno del presentador considera que no es lo que él necesita en estos momentos. De hecho, sus compañeros valoran celebrar una edición especial del concurso que consista en una intervención.

“Me apuesto lo que quieran a que First Bets sería un éxito. En serio. Me apuesto mi casa. Aquí están las escrituras. Lo digo en serio”, comentaba el comunicador. Éste ya ha recibido una amenaza de Mediaset, que no está dispuesta a que Sobera vuelva a pedir dinero a la gente que acude al programa buscando el amor.

Al cierre de la edición, la compañía italiana ha confirmado que su proyecto solidario “Doce meses doce causas” estará dedicado de forma exclusiva a pedir ayuda a los españoles para que hagan entrar en razón a Carlos Sobera haciendo que se aleje de las casas de apuestas. “Es una buena persona y muy querida en este país, si insistimos recapacitará”, aseguran desde Mediaset.