Aunque lleva presentando las Campanadas de fin de año ininterrumpidamente desde el año 1997, esta semana Ramón García ha confesado que no sabe qué es un carrillón. “Yo pensaba que era algo que se comía”, ha reconocido ahora el carismático presentador bilbaíno. “De relojes y de campanas tampoco es que sepa mucho”, admite también.

Estas declaraciones se producen pocos días después de que Televisión Española haya anunciado que volverá a contar con él para despedir 2018. “A ver, yo sé que hay una bola que baja, pero no te puedo decir qué es lo que hace exactamente”, se sincera el presentador. “Yo soy un profesional, me pongo la capa, leo el texto del ‘pronter’ y me voy a casa”, asegura.

“Es que el rollo ese de las uvas y los cuartos no te creas que lo controlo tanto, eh”, confiesa Ramontxu.

Tras más de 20 ediciones de las Campanadas de fin de año, Ramón García también ha reconocido hoy que pensaba que la mujer que presentaba con él las Campanadas siempre era Ana Obregón. “No tenía ni idea de que la iban cambiando”, ha detallado.