“O sea, está bien que la chica cante y tal… pero con esas lorzacas… Bien por ella, lo aplaudo, porque me parece una valiente. Y digo que me parece una valiente porque hay que tener un par de cojones para salir al escenario pesando los mil kilos que debe de pesar” puede oírse decir a Malú en una serie de grabaciones difundidas esta mañana en diversas webs y que, hasta ahora, estaban en posesión del excomisario Villarejo.

“¿Quién está gorda?”, le pregunta el excomisario José Villarejo a Malú durante un almuerzo. La respuesta de la exjurado de OT se escucha claramente: “Amaia Montero”.

A continuación se refiere a ella como la artista de “Las orejas con lentejas y chorizo de Van Gogh” y aclara “lo digo en plural, lo de las orejas, porque primero se comió la primera y luego se comió la segunda porque se quedó con hambre”.

El diálogo se alarga durante algunos minutos:

Villarejo: “¿Pero quién está gorda?”.

Malú: “Montero. Amaia Montero está gorda. Lo digo con todas las letras aquí, ahora entre nosotros. Sí, la estoy llamando gorda. Suerte que nadie se va a enterar nunca, porque no podría negarlo”.

Villarejo: “Pero al menos canta bien”.

Malú: “Eso no puedo saberlo porque cuando canta se llena el aire de grasa y se me mete en los oídos y no la puedo oír”.

La conversación continúa y, de nuevo, Amaia Montero vuelve a aparecer:

Malú: “¿Sabes quién está gorda también?”.

Villarejo: “¿Quién?”.

Malú: “Amaia Montero”.

Villarejo: “Ya lo habías dicho antes”.

Malú: “Sí, pero es que me acabo de enterar de que ahora cuenta como dos personas”.

Tras la difusión de los audios, la sobrina de Paco de Lucía ha insistido en que ella no ha dicho en ningún momento que Amaia Montero “pese un poco de más” sino que ha estado elogiando “su enorme peso en la industria discográfica”.

Según los últimos datos publicados, las grabaciones de Villarejo ya superan en reproducciones a toda la discografía de la Malú.