Nada más conocerse la dimisión en el día de ayer de Carmen Montón, y tras comprobar que tenía los mismos estudios que ella, el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, se ofreció al Ejecutivo de Pedro Sánchez para ser el nuevo ministro de Sanidad. Aunque valoró la oferta, el Gobierno acabó nombrando a María Luisa Carcedo.

La decisión de Pedro Sánchez no gustó nada al líder de los populares, que estaba convencido de que cumplía todos los requisitos para desempeñar el puesto. “Lo que han hecho es una irresponsabilidad, nadie está más preparado que yo para el trabajo y me han descartado solo por ser el líder de la oposición”, ha lamentado esta mañana a la salida del Congreso de los Diputados.

Visiblemente indignado, Casado ha acusado a Montón de haberle plagiado el currículum y de haberse aprovechado de eso para hacerse con la cartera de Sanidad, Consumo y Bienestar Social. Al líder popular tampoco le ha hecho ninguna gracia que la anterior ministra copiara de la Wikipedia el trabajo del máster, ya que cree que la Wikipedia sacó la mayoría de sus fragmentos del trabajo de fin de máster que él mismo hizo. “Es una vergüenza, si lees el mío y lees la Wikipedia es prácticamente lo mismo”, ha denunciado.

Tras la improvisada rueda de prensa de quince minutos que ha ofrecido Casado a las puertas del Congreso, el político palenciano se ha despedido gritando “Viva la Rey Juan Carlos”.