Señalando que hacer chistes sobre gordos y bombas nucleares podría haber desencadenado un cuadro clínico irreversible, fuentes de Corea del Norte han informado del fallecimiento “por causas naturales” del humorista norcoreano Jang Jool, que el pasado viernes actuó ante Kim Jong-un. “Igual se guardó un chiste y le hizo bola y eso le provocó diversas fracturas, tal y como le ocurrió al humorista del año pasado”, explican desde Pyongyang.

“Insistió en hacer un ‘roast’, la típica tradición americana que consiste en hacer comentarios irónicos sobre una persona a la que se homenajea de forma cómica, en este caso el líder supremo”, explica la agencia oficial del gobierno de Corea del Norte. “El ‘roast’ debió de sentarle mal a su organismo porque el cómico ha aparecido muerto y despedazado por causas naturales esta mañana”, añade.

“Es el séptimo año que ocurre lo mismo. Qué mala suerte”, dicen desde Corea del Norte.

Comedy Central, que estrenará en los próximos días “El Roast de Bruce Willis”, ya ha anunciado su intención de organizar una edición especial con el dictador como protagonista, aunque por ahora todos los cómicos invitados habrían declinado la oferta de participar alegando “problemas de salud”.

Por su parte, el nuevo cómico oficial de Corea del Norte ya ha comunicado su intención de hacer un monólogo tradicional sobre “hombres y mujeres” y “comida de avión” y con chistes convenientemente esterilizados que eviten la risa contagiosa y cualquier contraindicación.


Comedy Central estrena ‘El Roast de Bruce Willis’ el próximo 23 de septiembre a las 22:15.