Después de meses encerrada en un estudio de grabación y de contratar a la orquesta filarmónica de Berlín, Cristina García, de 27 años, por fin ha podido terminar el audio de Whatsapp que le quería enviar a su amiga Jessica. “Es mi trabajo más personal hasta la fecha, creo que Jessica podrá apreciar la evolución desde aquellos primeros audios que le envié hace dos años”, se sincera la emisora del mensaje.

Los audios de Whatsapp están tan de moda que muchos usuarios han empezado a invertir gran cantidad de tiempo y de dinero para destacar los suyos entre los de los demás. “No quería enviar un audio cualquiera a mi amiga, así que hemos hecho algunos arreglos para eliminar los ruidos de los coches de la calle”, se sinceró Cristina durante la presentación oficial de su nuevo audio de Whatsapp. “He escrito la letra una y otra vez porque quería que, al interpretarla, Jessica captara el mensaje enseguida”, añade.

Contar con la orquesta filarmónica de Berlín ha sido un sueño para Cristina García, que ya piensa en su próximo audio. “Por supuesto que me encantaría volver a colaborar con ellos, cuando una empieza a enviar audios de Whatsapp siempre sueña con que algún día ellos pondrán música a tus palabras”, explica. “Tengo que responder un mensaje de mi madre, así que quizás vuelvo a viajar a Berlín y le grabo algo especial”, apunta.

Según fuentes cercanas a su domicilio, al recibir el audio, Jessica se ha mostrado molesta por tener que escucharlo, a pesar de reconocer el buen trabajo de producción. “Nada, simplemente decirte que voy a pedir una pizza cuatro estaciones”, se puede escuchar decir a Cristina en do menor entre violines, trompetas y arpas.

Al cierre de la edición, Jessica todavía no ha decidido si irá a cenar la pizza con Cristina o si se quedará en casa viendo una serie.