El canal de televisión Comedy Central ha decidido contratar los servicios de “El Cañaílla”, un conocido vigilante gitano residente en Madrid, para que se encargue de proteger a todos los cómicos de la cadena que hagan chistes relacionados con la etnia a la que él mismo pertenece. La decisión se ha tomado hoy tras saberse que el humorista Rober Bodegas ha recibido “más de 400 amenazas de muerte” y que incluso se han llegado a organizar batidas para buscarle y “servir venganza”.

“Esperamos que esta decisión selle la paz entre los gitanos ofendidos y los cómicos, dando trabajo a miembros de esta comunidad y permitiendo que los humoristas hagan el suyo también”, sentencia Comedy Central en un mensaje publicado en Twitter.

Ahora, “El Cañaílla” acompañará a Bodegas en todo momento y, de hecho, se rumorea que sustituirá a Alberto Casado, compañero del amenazado en el dúo cómico Pantomima Full.

Hace unas semanas, la cantante catalana Rosalía decidió también formar un dúo con un vigilante gitano y cantaor para protegerse de los insultos que recibía de quienes la acusaban de apropiación cultural.