El 28 de diciembre de 2015, Apple cerrará el año con una nueva versión de su navegador que borrará automáticamente el historial de búsqueda después de que el usuario haya visto porno en Internet.

“Los consumidores de pornografía raramente necesitan recuperar su historial masturbatorio, que no hace más que exponerlos a las reacciones airadas de sus parejas”, afirma Philip Schiller, vicepresidente sénior de Marketing Mundial de Apple en un comunicado de la empresa.

Para los usuarios con parejas especialmente recelosas, que podrían sospechar al ver un historial completamente vacío, Apple ha añadido la modalidad “Alibi Internet history”, una suerte de historial de Internet con coartada.

“Marcando esa opción, los enlaces a páginas porno se convertirán automáticamente en enlaces a páginas menos controvertidas: periódicos, webs de resultados deportivos, artículos de Wikipedia… Básicamente, lo que el 87% de los usuarios de YouPorn dice a su pareja que está viendo cuando es descubierto”, explica Schiller.

Además de borrar cualquier rastro de búsquedas en páginas de contenido adulto, otra de las grandes novedades de Safari es que desactiva el sonido al entrar en ese tipo de dominios. “En el terreno del porno en Internet hay otros muchos campos que mejorar, uno de ellos es el sonido. ¿Quién no ha tenido que dar explicaciones en su oficina por culpa de gemidos imprevistos sonando en el ordenador?”, declara Apple.

Los expertos calculan que, gracias a esta nueva prestación, los divorcios relacionados con vídeos de felaciones, orgías y sexo con enanas disminuirá un 86%.