- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Camarero de un bar de Vallecas pregunta “qué querrá tomar el monsieur”

LOS CLIENTES SE QUEJAN DE QUE LES HACE SENTIR INFERIORES

Juan José Barahona Gutiérrez, camarero del bar «Barabar» de Vallecas, ha empezado hoy su jornada laboral dirigiéndose a la clientela en un lenguaje peculiar, impropio del contexto del establecimiento.

«¿Qué querrá tomar el monsieur? Nuestro chef les propone hoy un salmorejo à la cordobaise, ensalada de la maison y, por supuesto, como plat du jour, nuestro tradicional escalope Barabar», ha ido repitiendo con aire altivo a todos los comensales que se acercaban al local para tomar el menú del día.

Barahona luce también una servilleta colgando de la muñeca e insiste en decantar el vino. «No solo el vino. Yo he pedido una Coca-Cola Zero y me ha preguntado si el señor la querría probar. No sé de qué señor me hablaba porque en la mesa, aparte de mí, solo estaba mi mujer. Y no me gusta que venga un señor y pruebe mi Cola-Cola. Que se pida una el señor ese, si tanta curiosidad tiene», explica un cliente.

«Habla como la gente de París que habla en francés», se queja un compañero

«A mí ha empezado a llamarme Garzón, como el juez, cuando sabe perfectamente que me llamo Gabri porque trabajamos juntos desde hace veinte putos años. ¿Por qué me llama Garzón? ¿Qué coño le pasa?», dice otro de los camareros. «Habla como la gente de París que habla en francés», añade.

Viendo el desconcierto que la actitud del camarero estaba generando, el gerente del bar, hermano de Juan José, le ha mandado a casa. «No sé qué le pasa pero nuestros clientes merecen un respeto. No quieren que se les trate de esta manera, como si fueran inferiores», argumenta.

Antes de ser empujado fuera del bar, el afectado ha recorrido todas las mesas con un carrito con ruedas de los chinos al que insistía en llamar «el carro de los postres» pese a que en su superficie solo había un pack de seis flanes Dhul.

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.

Últimas publicaciones