Tras decir que es la primera novela escrita íntegramente vistiendo espinilleras de hierro y un jubón de cuero, Arturo Pérez-Reverte ha anunciado que su nuevo libro se venderá acompañado de una espada medieval de más de un metro de largo que servirá como punto de libro.

“Como punto de libro o como navaja de afeitar, el lector puede hacer lo que le salga de los cojones con ella, ¿a mí qué me explicas?”, ha añadido el escritor.

En su nuevo libro, titulado “Cojones, hostia”, Pérez-Reverte se adentra en el mundo de las guerras medievales con una historia “ágil, seca y dura y, básicamente, la que me ha salido de los huevos, no sé a qué tantas preguntas, leeros el libro, hostia”, según ha explicado. El autor ha intentado recrear el ambiente “hostil y salvaje” de las cruzadas.

“Quería una novela de estilo peculiar y por eso he decidido acompañarla de una espada de cruceta de inspiración vikinga con una empuñadura rodeada de una fina tira de cuero tachonada con clavos de bronce”, ha explicado el escritor y articulista.

“También he pedido a la editorial que afile mucho los folios para que corten un montón y que os jodáis al pasar las páginas, porque es un libro que hay que leer con guanteletes de cuero y, si no los tenéis, pues no sois el público que busco”, ha sentenciado Pérez-Reverte.