Tras compartir con él una intensa relación personal y profesional de cuatro largos años, Pedro García, un diseñador de Barcelona, lleva varias semanas usando su actual PC, un HP Envy 15 comprado en 2009, para mirar fotografías de ordenadores más jóvenes y potentes.

Lo han corroborado diversas fuentes que han presenciado esta mañana cómo Pedro no tenía reparos en usar el PC en el que ha confiado en los últimos años para buscar en Google las palabras “ordenadores portátiles diseño” y “ordenador portátil comparativa 2013”. Su intención no era otra que obtener cientos de fotografías que su PC ha tenido que procesar y mostrar en pantalla sin poder hacer nada para evitarlo.

“Madre mía… vaya pepinazo, lo que haría yo contigo” se ha podido oír susurrar a Pedro cuando, sin ningún tipo de escrúpulo, ha visto en el monitor de su portátil actual -el mismo que lleva usando para masturbarse desde hace cuatro años- las fotografías de otro portátil con el doble de memoria y disco duro.

El ordenador, según las mismas fuentes, ha sido obligado, además, a guardar algunas reseñas de otros ordenadores en la pestaña de “Favoritos” del navegador.

Al cierre de la edición, las fuentes han confirmado también que Pedro le ha preguntado a su novia actual, con la que lleva viviendo casi ocho años, el nombre de “aquella compañera tuya del trabajo”.