- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

El autor de «¡Indignaos!» vuelve con «¡Iros a tomar por culo!»

EL TÍTULO DEL LIBRO ADELANTA UN CAMBIO RADICAL EN SUS POSTURAS

Stéphane Hessel, el exdiplomático francés que inspiró al movimiento 15M con su panfleto político «¡Indignaos!», está ultimando otro libro cuyo título, «Allez vous faire foutre!», inquieta a sus seguidores y adelanta cambios radicales en el enfoque ideológico de Hessel. El contenido de la obra, que será traducida al castellano con el título «¡Iros a tomar por culo!», no ha trascendido a los medios pero el entorno del autor asegura que contiene «palabras duras contra los jóvenes, a los que tacha de gandules, demagógicos e incompetentes». Aunque Chema Ruiz, uno de los portavoces de Democracia Real Ya, recomienda esperar a que el libro salga a la luz para juzgarlo, algunos indignados españoles han organizado asambleas para decidir conjuntamente si hay que comprar el libro cuando llegue a las librerías.

Así como Stéphane Hessel renunció a los derechos de autor de «¡Indignaos!» pidiendo que fueran donados, esta vez ha optado por destinar su parte de las ganancias a la Asociación Francesa de Catadores de Puros y Destilados. Este detalle parece incompatible con la posibilidad de que el título del libro sea un rotundo ejercicio de ironía, tal como sugería Chema Ruiz.

«El señor Hessel tiene 93 años, lo que podría explicar este arrebato inesperado. A mí también se me va la olla que lo flipas», argumenta el economista José Luis Sampedro, que a sus 94 años escribió el prólogo de la edición española de «¡Indignaos!». Otros creen que Hessel «sentía la incomodidad de haberse convertido en líder de un movimiento social y esta es su manera de hacernos ver que no necesitamos líderes concretos sino un criterio común». Los seguidores de Hessel que han intentado hablar con él para arrojar luz a este asunto no han recibido más que insultos y frases muy duras como «Búscate un trabajo» o «Yo estuve en la resistencia francesa y vosotros celebráis el fin de curso en el Caribe, caterva de maricones».

Entre los indignados hay también algunos partidarios de afrontar sin miedos ni prejuicios el nuevo discurso de Stéphane Hessel. «Él nos inspiró y nos ha guiado con sabiduría hasta ahora. Si dice que nos vayamos a tomar por el culo, tenemos que escucharle y valorar lo que está diciendo porque quizá no es mala idea», declara uno de sus acérrimos defensores.