El presidente del Congreso de los Diputados, José Bono, ha decidido publicar los dibujos que ha ido haciendo desde hace cuatro años en libretas, servilletas de bar y reversos de folios mientras sus compañeros hablaban durante las sesiones plenarias del Congreso. “Son dibujos sobre papel hechos principalmente con bolígrafo Bic, aunque también he usado Pilot y para algunos bocetos un lápiz Staedtler 9H que me prestó el propio José Luis Rodríguez Zapatero, muy diestro también con el grafito”, explica Bono. Aunque no quiere que se le defina como artista, sí admite que su obra gráfica explora “otra visión del contexto político español. Concretamente la visión más aburrida y desnuda”.

La compilación no se ha librado de la polémica porque incluye supuestamente un retrato obsceno de la portavoz del Partido Popular, Soraya Sáenz de Santamaría. Aunque José Bono asegura que no es ella la retratada, su parecido resulta indiscutible y desde el Partido Popular exigen la retirada inmediata de la obra.

Otra serie de dibujos, también polémica, muestra a Alfredo Pérez Rubalcaba y a Carme Chacón combatiendo como personajes de un cómic japonés mientras Zapatero hace malabares en una esquina del folio. “Es más mordaz que cualquier viñeta de Forges. No sé por qué ha estado desaprovechando su talento durante tanto tiempo”, reconocen fuentes de su entorno inmediato. De hecho, se ha filtrado el rumor de que la revista El Jueves ya ha contactado con Bono para estudiar posibles vías de colaboración. “Esto es un divertimiento y quien quiera ver lecturas políticas en los dibujos se equivoca. Me dedico a la política pero como es normal tengo otras inquietudes. No mezclemos ambas cosas, seamos serios”, insiste el presidente del Congreso.

El proyecto editorial nació justo después de que Bono propusiera reducir a dos días las sesiones plenarias del Congreso. En retrospectiva, muchos ven en aquella controvertida propuesta “la intención de ganar más tiempo para dedicarse a seleccionar y editar el material para el libro”. Aunque el político insiste en que “siempre he separado mi vida política de mi obra personal”, desde el Partido Popular exigen a José Bono que dimita inmediatamente. “Lo que espero es que el señor Rajoy pida mi dimisión por escrito y luego me la envíe en uno de esos avioncitos de papel que tanto le gusta hacer a escondidas”, ha replicado Bono.