- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

LO MEJOR DE LA DÉCADA 2009-2019

11,5 AÑOS DE INFORMACIÓN

Un hombre normal sale a la calle con una camiseta de Caja Rural

LA LLEVABA COMO SI NADA

Acevedo se justifica diciendo que usó la camiseta como ropa interior y que no tenía pensado enseñarla al público.

«Muchas veces uso camisetas de propaganda debajo del jersey. Y ayer no esperaba que hiciera tanto calor en la oficina; pero en fin, no entiendo el revuelo. Hay gente que lleva prendas en las que pone ‘Levi’s’, que también es una marca», se defiende.

El secreto de Carlos ha sido desvelado sobre las once de la mañana. El departamento de compras, en el que él trabaja, estaba celebrando una reunión en una pequeña salita y, al poco, el ambiente ha empezado a caldearse. Carlos, como muchos otros, se ha quitado el jersey, dejando al descubierto el logotipo de Caja Rural.

«No nos podíamos creer que hubiera venido a trabajar con una camiseta de propaganda. Todos evitábamos mirarle, pero era muy incómodo», explica Sara Romerales, ejecutiva de compras.

Los compañeros de Acevedo opinan que es de muy mal gusto usar una camiseta de propaganda para cualquier cosa que no sea dormir o quitar el polvo.

«O, si me apuras, hubiéramos visto bien que vistiera una camiseta de ‘Ventosas Hendricks’ o ‘Andamios Martínez’, marcas así más normales… ¿Pero de Caja Rural? Es muy desconcertante, él ni siquiera es de pueblo y además, ¿una camiseta de una caja de ahorros? Es muy raro», reconoce uno de los trabajadores de la oficina. Éste asegura que, a partir de ahora, seguirá «muy de cerca» los movimientos de Carlos, dado que no cree que pueda volver a fiarse de él. «Diablos, uno no puede ponerse esa camiseta y pensar que todo seguirá igual», exclama.

«En fin, supongo que todo el mundo esconde cosas. Nunca llegas a conocer a nadie del todo», sentencia.

LO ÚLTIMO