- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Este es tu último artículo gratis este mes. Te queda un artículo gratis este mes. Te quedan unos pocos artículos gratis este mes.
No renuncies a la Verdad, suscríbete

Suscríbete

Mimos inexpertos interpretan por error una comedia sobre Auschwitz

LO QUE IBA A SER UNA ADAPTACIÓN DE MOLIÈRE ACABÓ RETRATANDO A UN HITLER BONACHÓN

Un espectáculo de mimo ofrecido ayer en la escuela primaria Bon Soleil, en París, provocó la indignación de padres y alumnos e incluso motivó algún conato de agresión que obligó a los mimos a huir entre gritos e increpaciones. El motivo del altercado fue, según parece, la inexperiencia de los actores: con sus gestos poco acertados dieron a entender que su obra constituía una revisión jocosa del drama del Holocausto judío.

En realidad, los mimos querían representar una versión personal de «El avaro» de Molière. «La audiencia creyó que el avaro era Hitler y, claro, el mensaje final de que todos llevamos un Hitler dentro y que en el fondo ser un genocida no está reñido con tener un buen corazón, pues obviamente no convenció» argumenta el director del colegio que fue, precisamente, quien contrató a los mimos.

«La imagen de los judíos entrando en Auschwitz al ritmo del claqué me revolvió el estómago y luego, cuando Himmler fue presentado como ‘Don Masajes’, pues ya me levanté y saqué a mi hijo de allí», explica uno de los padres. La Asociación Europea por el Recuerdo del Holocausto propone que se investigue a fondo el pasado de los actores porque sus excusas son endebles.

«Una cosa es que se muestre el Holocausto desde una perspectiva vitalista, como hizo aquel lerdo italiano en ‘La vida es bella’, pero de ahí a enseñar a varios judíos intentando colarse en el tren que les lleva a Auschwitz, escapándose todo el rato del revisor a lo Buster Keaton… Sinceramente, por mucho que se escuden en Molière me pareció clarísimo a qué se estaban refiriendo» sentencia otro de los testigos, que se queja también de que el cartel era muy ambiguo y sólo mostraba a los mimos en distintas posturas «sin dar pistas de la historia que nos iban a representar».

El director del colegio Bon Soleil se ha disculpado ante padres y alumnos pero ha insistido en que no había mala fe por parte de los mimos. «No quisieron anunciar en el cartel que se trataba de una obra de Molière para que los críos no pensaran que se iban a aburrir», explica. «Pues aburrirse no se aburrieron, pero la imagen del doctor Mengele haciendo ‘cosquillas’ a sus víctimas se les quedará grabada a fuego», insiste uno de los padres.

No es la primera vez que un espectáculo infantil genera confusiones entre el público. En 1997, un grupo de titiriteros quiso representar «Pocahontas» en un teatro de Londres y todo el mundo entendió que se estaba adaptando la novela «Lolita» de Vladimir Nabokov.

Apúntate a nuestro boletín semanal gratuito para recibir una selección de los titulares más significativos de la semana.

Necesitamos tu ayuda para seguir construyendo tu Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Ayúdanos a seguir construyendo la actualidad del mañana libre de censuras y publicidad.

Últimas publicaciones