- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Una huelga de humoristas obliga a cerrar el diario La Razón

LA CENSURA DEL TITULAR "ROUCO VARELA ES LA POLLA Y PUNTO" MOTIVÓ EL PARO

Los redactores al completo se han añadido a la protesta.
Francisco Marhuenda, director de La Razón, ha anunciado esta mañana que los humoristas que trabajan en la redacción del diario han convocado una huelga indefinida para protestar por sus condiciones laborales. «Estamos levantando este periódico día a día, convirtiéndolo en un referente del cachondeo patrio, y la directiva se empeña en ocultar nuestra contribución flirteando con la prensa seria» se queja un portavoz de los huelguistas, quien ha añadido que el propio presidente del rotativo, Mauricio Casals, envió una circular hace dos meses «animándonos a vestir traje y corbata como si fuéramos periodistas de altura y prohibiendo que contestáramos al teléfono diciendo ‘La Razón, digamelón'».

El Grupo Planeta, propietario del periódico, ha admitido la existencia de «constantes discrepancias entre la directiva y los redactores en cuanto a la concepción del periódico, aunque sí están de acuerdo en el tono y el enfoque. Es, si se quiere, una discusión metaperiodística sobre si lo que se hace es humor o periodismo de actualidad» en palabras del presidente del grupo, José Manuel Lara Bosch.

Al parecer, el suceso que motivó la huelga fue la negativa del director a publicar en portada el titular «Rouco Varela es la polla y punto» al considerarlo «acertado pero excesivo en la forma». El jefe de redacción del diario aceptó la censura y propuso, de nuevo, otro titular que generó discordia: «Chacón pasa del Alakrana y cree que Somalia es un nuevo spa». Rechazada por segunda vez la portada, el jefe de redacción se enfrentó verbalmente a Francisco Marhuenda mientras el resto de redactores iniciaba un enfrentamiento con pistolas de agua.

«Su valentía a la hora de informar es lo que nos distingue de otros medios y ese mérito nadie se lo discute, pero de un tiempo a esta parte, coincidiendo con la presencia de una becaria a la que todos quieren impresionar, se están pasando mucho y parte de mi trabajo es centrarles», argumenta el director.

La edición del día de hoy será la última que se publicará, al menos hasta que finalice la huelga y la plantilla se reconcilie con los responsables de La Razón. El titular de hoy, «Hostia puta, nen», no es ajeno a la polémica interna del diario.