- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Dos arqueólogos descubren el metro de Murcia

NO LLEGÓ A USARSE "PORQUE AQUÍ SOMOS MÁS DE IR A PIE O EN BORRICO"

Mario Ros y Juan Romero descubrieron ayer por la tarde en una excavación rutinaria la existencia de una red de metro en la ciudad de Murcia. Escondida escrupulosamente bajo tierra, se calcula que fue creada en los años sesenta pero no llegó a usarse «porque aquí siempre ha habido gente que es más de ir a pie o en borrico», asegura Romero. El alcalde de la localidad, Miguel Ángel Cámara, ha celebrado el hallazgo y ha dicho que «es el momento de aprovechar lo que hicieron nuestros ancestros de los años sesenta ya que costó su dinero». El reto es, ahora, convencer a los murcianos de que el metro vale la pena.

«Yo vivo en la zona norte y, si quiero algo de la otra punta, siempre hay alguien que me lo trae. Murcia es toda igual, más o menos. No entiendo por qué tengo que bajar varios metros debajo del suelo y liarme tanto si, cuando salga, seguiré estando en Murcia» explica Antonio Gutiérrez, de 75 años, que cree recordar que en los sesenta «les dio por hacer muchas obras abajo y luego nada más se supo».

Los jóvenes de la ciudad sí sienten cierta atracción hacia el suburbano. «Lo hemos visto en las películas y también en series como ‘A dos metros bajo tierra’. Nos haría gracia usarlo, nos sentiríamos como actores. Además, también ayudaría mucho a los matemáticos de aquí teniendo en cuenta que el metro se usa como medida de referencia en Europa» explica un estudiante.

Al examinar las características de la red del metro de Murcia, se ha visto que sólo dispone de una parada. «Parece que su idea era utilizarlo sólo para pasar el rato, de manera que el circuito da varios rodeos por toda la ciudad pero sin parar en ningún sitio. También puede ser que la cosa estuviera pensada para que cada pasajero saltara donde quisiera y siguiera su camino solo hacia la superficie», aventura Juan Romero.

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.

Últimas publicaciones