- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Salgado recomienda «aceptar dinero de terceros»

NUEVA MEDIDA ANTICRISIS

En el marco de la negociación en torno al nuevo modelo de financiación autonómica, que se enfrenta a la severa oposición del Partido Popular, la ministra de Economía Elena Salgado ha querido «ofrecer propuestas en positivo al margen del debate sobre la financiación porque es lo que el ciudadano legítimamente reclama». En este sentido, ha informado que «tras mucho análisis y mucha discusión interna, el Gobierno ha decidido abrir las puertas a una economía receptiva para afrontar la crisis». Al ser preguntada por el significado de dicha «economía receptiva», la ministra ha explicado que «a grandes rasgos la cosa consiste en no poner muchos reparos a quien esté dispuesto a dar dinero teniendo en cuenta que nos hace mucha falta». Salgado ha insistido en que «se trata de una concepción aplicable no sólo a la macroeconomía. También recomendamos al ciudadano de a pie que no rechace dinero cuando un tercero se lo ofrezca. Recibir dinero es un sistema efectivo y directo para tener más dinero del que se tenía antes de recibirlo».

España es el primer país europeo en hablar directamente y sin tapujos de una economía abierta a la recepción explícita de dinero. «Sigue estando mal visto, pero no está la cosa como para ir de orgullosos por la vida. Se impone un cambio de mentalidad, un giro hacia el pragmatismo» ha afirmado Elena Salgado.

El ministro de Hacienda del Reino Unido, Alistair Darling, se ha hecho eco de la decisión del Estado español y ha apuntado que «si la idea es aceptar dinero de terceros sin preguntar de dónde sale ese dinero, por qué nos lo ofrecen y qué se supone que tenemos que dar a cambio, estamos asumiendo una serie de riesgos razonables sólo cuando se habla de pequeñas cantidades. La decisión de España, respetable pero unilateral, podría derivar en una situación dramática en la que todo el mundo recibe dinero pero nadie se dedica a darlo, hasta el punto de que los que antes recibían se dan cuenta de que en el fondo no están recibiendo nada y todo ha sido como un sueño colectivo».

En la misma línea, Mariano Rajoy ha asegurado que «esta propuesta, tan peregrina, es una maniobra de despiste y, si lo que espera la ministra es que los españoles la aceptemos sin más, lo lleva claro». Salgado ha replicado que «yo no espero nada, pero si alguien la acepta, bienvenida sea».

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.