- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Finlandia elegirá a su Presidente mediante un “reality show”

“Becoming a President” se emitirá en la principal cadena estatal

La actual presidenta finlandesa, Tarja Halonen, se muestra mucho más categórica: “no hay nada más democrático y digno que ver al futuro presidente en pelotas dándose un baño. Somos un objeto en manos del pueblo”. El Primer Ministro, Matti Vanhanen, también se declara partidario de la medida: “estaré encantado de formar parte del programa y compartir mi vida con mis colegas políticos. Descubrirán que preparo unos macarrones deliciosos”.

Votos por SMS

La medida ha desatado rápidamente la polémica, pues el sistema de votaciones previsto no limita el número de SMS que los espectadores pueden enviar. “Lo de ‘un hombre, un voto’ es parte del pasado, el que realmente esté interesado en la política debe pasar por caja” comenta el productor del programa. Las normas son claras: los habitantes de la casa (elegidos por los propios partidos políticos) se nominarán entre ellos para que cada semana el público decida quién quiere que abandone la casa. El que quede último se convierte en Presidente.

Imagen con la que se publicitan los comicios.

“Hasta ahora el Gran Hermano era el poder político. Ahora es el ciudadano de a pie”. La dirección está dispuesta a hacer un casting para que varios ciudadanos, sin necesidad de que sean políticos, se presenten también al certamen.

El Vaticano se interesa

El paso dado por Finlandia ya empieza a tener seguidores, no sólo dentro del mundo político, sino también del religioso. El Vaticano, a través de una nota de prensa, ha mostrado un gran interés por el formato. Por su parte, el gobernador de Texas ha propuesto un modelo parecido para que la audiencia decida a qué reo ejecutar. El reality y la propia política recuperan, pues, el interés del que carecían tras varios años de monotonía.

Tú haces posible la Verdad

Sin ti, el periodismo del mañana es imposible. Nuestros suscriptores nos permiten seguir ofreciendo el mejor periodismo libre de presiones y banners publicitarios.