Ana Rosa Quintana promete "no ir en plan House".

Desde Telecinco, la noticia ha sido muy bien recibida: “me muero por pillar un cáncer” ha exclamado el autor de El Pasillero, un blog de la cadena célebre por su desmedido sarcasmo. No es la primera vez que el canal aprovecha la proyección mediática de alguna de sus figuras para ayudar a los enfermos: hace escasos meses Telecinco.es inauguró el blog de Carla del Río, enferma terminal que comparte su lucha con la audiencia y también su amor por Iván, ganador del concurso Gran Hermano.

“Los médicos no siempre tienen esa distancia que te permite valorar si un cáncer o cualquier otra dolencia es realmente lo que parece. Y muchas veces no tienen tampoco la habilidad de comunicar bien las cosas. Creo que puedo aportar cercanía y rigor” ha asegurado la propia Quintana, que ha tenido que ser corregida varias veces en su empeño a la hora de referirse al centro hospitalario como Clínica “Rubens”. Tampoco ha escatimado elogios para su cadena: “Telecinco es la nueva religión católica”.