WhatsApp ha decidido dar un paso adelante en la protección de la intimidad de los internautas que utilizan su app y ha anunciado que, a partir de hoy, todos los mensajes de sus 1.000 millones de usuarios estarán cifrados mediante traducciones al catalán para que ni siquiera la compañía pueda entenderlos.

La empresa lleva trabajando en el cifrado de mensajes desde 2014, según revelan sus fundadores. “La seguridad y privacidad de nuestros usuarios está en nuestro ADN”, asegura WhatsApp en una nota oficial. Sus continuos avances tecnológicos en esta materia han llevado finalmente a tomar la decisión drástica de la traducción al catalán, una medida utilizada con frecuencia para encriptar mensajes de los servicios de inteligencia.

“No me entero de nada. No sé lo que me dicen pero al menos tengo la tranquilidad de que nadie podrá utilizar esas conversaciones privadas para algo malo”, explica uno de los primeros usuarios que ha probado el nuevo sistema.

Aunque algunos expertos han alertado de que “utilizar el catalán por sistema ha provocado problemas de comunicación serios”, WhatsApp ha decidido priorizar la privacidad de los usuarios.

“Construir productos seguros lo que consigue es un mundo más seguro”, insiste Brian Acton, cofundador de WhatsApp. “Era una mena d’esgratinyadura fonda i desigual, amb tot el llit ple de còdols nets i rodalissos: una de tantes arrugues de la immensa faç de pedra de la muntanya per on s’escorrien a xòrrecs les llàgrimes del cel, els aiguats de les tempestes hivernenques”, ha añadido en una declaración encriptada.