“Jeremy Camuñas, líder de Comptoir des Cotonniers, despliega en este álbum, titulado Pimkie, todo su talento y toda la furia que ya proyectaba en los setenta, cuando debutó como bajista en Diesel, la formación parisina capitaneada por Marithé François Girbaud”, explicaba ayer por la tarde Julio Ródenas en el programa “Turbo 3” de Radio 3, la emisora de música alternativa de Radio Nacional de España. Minutos después, el periodista se derrumbaba y admitía que “me he inventado todos los putos nombres”.

La confesión provocó inmediatamente un aluvión de llamadas de los oyentes más fieles, que expresaron su más profunda decepción: “Lo sabía, es que lo sabía. Llevo años buscando discos inencontrables por vuestra puta culpa, pero con Lidl no me la colásteis. Conozco bien el rock progresivo alemán y Lidl es una puta cadena de supermercados y vosotros unos farsantes y unos desgraciados”, exclamaba ayer un seguidor indignado.

“Nuestros oyentes cada vez saben más porque bucean en Internet. Y nuestra misión es descubrirles nuevos grupos alternativos, alejados de la música comercial y fastwave. Al final, como saben tanto, acabas inventándotelo todo y ellos lo agradecen porque luego repiten esos nombres de grupos que no existen en sus cenas con amigos o en primeras citas y quedan como Dios”, argumenta el director de Radio 3, Tomás Fernando Flores, al tiempo que admite que “la palabra esta, fastwave, me la acabo de inventar también. Es que es un puto vicio esto”.

Esta mañana, tras la crisis de confianza provocada por Julio Ródenas, el director de la emisora hacía un llamamiento a todos los oyentes animándoles “a seguir viviendo en este mundo nuestro que es un oasis de música de calidad. Pensad que dentro de poco ya no existirá la música alternativa de verdad y sólo os quedará esto. Agarrémonos de las manos muy fuerte y sigamos navegando en este océano de artistas de ensueño. Cerrad los ojos y olvidaos del mundo porque la música no se toca, la música no existe, la música es el combustible de lo etéreo y, como decía Rick Natillas, vocalista de Activia, ‘Let’s go with the flow, motherfuckers'”.