Solo dos días después de ver por televisión que la ciudad había quedado completamente aniquilada por el ejército de Daenerys Targaryen, Santiago Calatrava ya ha sido capaz de esbozar un megaproyecto urbanístico para reconstruirla “a la par que revitalizarla y convertirla en una capital moderna que llame a la inversión, al comercio y a los mejores talentos de todo el mundo”, según sus propias palabras.

“Es un ambicioso plan de regeneración urbanística que pondrá Desembarco del Rey en el mapa y permitirá a Daenerys Targaryen ganarse la aprobación de los ciudadanos que ha dejado vivos, lo mismo que hemos hecho en Valencia, Asturias y otras tantas ciudades por todo el mundo”, ha explicado el prestigioso ingeniero a la prensa. Aunque la muerte de miles de civiles y la pérdida de un patrimonio arquitectónico incalculable por culpa de un dragón y de múltiples explosiones de fuego valyrio es lamentable, Calatrava insiste en que es una oportunidad para convertir la capital de Poniente en “la nueva Valencia”.

“Esta ciudad claramente estaba en declive y era conveniente plantear una rehabilitación con auditorios, paseos y dragonopuertos, así que su derribo parcial era una decisión que había que tomar, por difícil que fuera”, ha declarado Calatrava.

Este sería el primer proyecto del equipo del español en Poniente, y no solo planea reconstruir el castillo y el Gran Septo de Baelor con “edificios acristalados de estructura semipiramidal con pinchos” sino convertir el lecho de pulgas en una rambla con megafarolas que desemboque en un mirador hacia la bahía del Aguasnegras, donde se ubicaría un acuario como el del Oceanogràfic.

Aunque el valenciano todavía no se ha reunido con Daenerys ni con nadie de su equipo, confía en poder hablar cuanto antes con la legítima heredera al trono para poder cerrar un presupuesto “que debería ser flexible, dada la magnitud del proyecto”. Calatrava se muestra confiado dada la “evidente actitud dialogante” de Daenerys y las facilidades para obtener créditos que proporciona el Banco de Hierro Braavos.

Calatrava dice tener también algunas ideas para rehabilitar el agujero del muro de hielo que hay en Castillo Negro.