- La actualidad del mañana -
- La actualidad del mañana -

Muere el esqueleto con melena que acompañaba a Iron Maiden en sus conciertos

PODRÍA SUSTITUIRLO ROD STEWART

Eddie, el esqueleto que acompañaba a la banda inglesa Iron Maiden en sus giras, ha fallecido a los 556 años de edad. El esqueleto sufrió una parada cardiorrespiratoria la noche del lunes en el London Bridge Hospital.

Los miembros de la popular banda de heavy metal se han mostrado devastados por la noticia en su comparecencia ante los medios. “En la última gira le veíamos muy desmejorado, pálido, muy delgado… Le recomendamos que fuese al médico y las peores sospechas se confirmaron”, afirmaba Nicko McBrain, batería de la formación.

“La gente tenía un concepto equivocado de Eddie, pensaban que era un juerguista y un viva la vida pero llevaba años sin fumar y no probaba el alcohol desde que, tras la separación con su ex mujer, realizase una intensiva terapia de desintoxicación. Ahora siempre pedía a nuestros managers que buscasen hoteles con gimnasio y menú macrobiótico”, contaba McBrain. “Son los típicos prejuicios que esta sociedad tiene contra los esqueletos heavies», añade.

Al parecer, el origen de la enfermedad no tuvo que ver con el consumo de sustancias ilegales ni alcohol sino con las relaciones íntimas sin protección a las que Eddie se había acostumbrado. “Era muy mujeriego, eso sí es cierto. Nosotros intentábamos advertirle del riesgo de su promiscuidad y su falta de precaución, pero siempre decía que la marcha atrás le había funcionado perfectamente en los cinco siglos que llevaba teniendo relaciones”, explica McBrain. Los médicos le diagnosticaron a finales de 2014 una enfermedad venérea que se trató con diversas pomadas y friegas hasta su fallecimiento.

Los miembros de la banda aseguran que les será muy difícil continuar sin su icónico esqueleto, aunque ya están buscando sustitutos. “Estamos tratando de convencer a Rod Stewart para que él sea el sucesor de Eddie; físicamente son clavados, el público probablemente ni siquiera note la diferencia», dicen.

El sábado se celebrará una misa en la iglesia de St. Paul’s Cathedral en memoria de Eddie. Allí, un pianista amigo de la banda tocará alguna de las canciones más conocidas del grupo como “666, the number of the beast”.