El Gobierno lleva semanas advirtiendo de que los restos de Francisco Franco saldrán de la basílica del Valle de los Caídos “en breve”, pero el proceso no es tan sencillo. Estos son los pasos que se deben seguir para sacar al dictador de su actual ubicación:

Paso 1
Se espera 43 años.

Paso 2
Se pone en marcha el crowdfunding ‘Sacar a Franco de ahí’, explicando de forma pormenorizada el dinero que hace falta y qué recompensas se dará a los distintos mecenas.

Paso 3
Pedro Sánchez se adentrará en el mausoleo superando las numerosas trampas.

Paso4
Una vez esté ante la lápida del dictador, el presidente tendrá que vencer en una lucha franca y sin más armas que sus puños a 13 guardias franquistas.

Paso 5
El último de ellos no se enfrentará a él físicamente, sino que le hará tres preguntas. Las respuestas a las tres preguntas son “una”, “grande” y “libre”.

Paso 6
Tras superar a los guardias, Sánchez deberá resolver un acertijo que hay grabado en piedra: “Di, amigo, y entra”. La respuesta al acertijo es “Viva España”.

Paso 7
Al alba, con el primer rayo de luz, cuando el sol golpee sobre la tumba, debe leer en voz alta el listado de cosas que con Franco no pasaban.

Paso 8
La tumba se abrirá mediante unos mecanismos antiguos y la voz de Franco preguntará, haciendo que tiemblen los cimientos de todo el edificio: “¿Por qué perturbas el sueño de los justos?”.

Paso 9
Se meten los restos en una bolsa de plástico y se tiran.

Paso 10
Se publica en la cuenta de Twitter de La Moncloa el mensaje “Pues ya hemos sacado a Franco. #descanseenpaz #respecto” acompañado de un gif de Batman.

Paso 11
Pedro Sánchez escapará a toda prisa del Valle de los Caídos perseguido por una bola gigante de piedra.

Paso 12
Por último, se le dan a una cabra las putas flores que había sobre la lápida para que se las coma.