Redondo: así es el revolucionario balón de este Mundial

EL BALÓN ESTÁ PIXELADO PORQUE NO HA DADO TIEMPO A RENDERIZARLO DEL TODO

Rusia ya tiene su propio balón. Este martes fue presentado el esférico que se utilizará en la próxima Copa del Mundo. Se llama Telstar 18, un nombre que rememora los coches autónomos, dado que el balón también es capaz de llegar a la portería por sí mismo si el campo está en pendiente.

Está confeccionado con la piel de los jugadores derrotados en el anterior Mundial.

Resiste hasta 15 chutes a puerta.

Puede ser usada como una maraca si se rellena de arroz.

La forma representa el planeta Tierra.

Es redonda, un diseño que resulta muy atractivo a los adolescentes, objetivo de mercado de este producto.

Al contrario que la de los anteriores mundiales, carece de aristas o esquinas, lo que evitará cortes y heridas en la cabeza.

Es suficientemente grande para que a Sergio Ramos no le quepa en la boca y no pueda ahogarse.

Gritará “gol” automáticamente cuando atraviese la portería.

Es de Putin, que puede llevársela cuando quiera.

Tiene un micrófono incorporado para grabar trozos de conversaciones y detectar fraudes a Hacienda y a la Liga de Fútbol Profesional.

Sólo habrá una y tendrán preferencia para usarla los equipos con jugadores más fuertes, más altos y de más edad.

Está rellena de aire de primerísima calidad con aroma a bizcocho recién horneado.

Es capaz de hacerse la muerta y quedarse en el césped, completamente inerte, si percibe que va a ser capturada por un jugador. De este modo, los jugadores creen que no es apta para el consumo.

Es suave al tacto, lo que probablemente provoque que muchos jugadores intenten cogerla con las manos.

Puesta bajo la camiseta, permite que un jugador que necesite sentarse un rato para descansar pueda simular un embarazo ante el árbitro, que le buscará un asiento en el estadio.