Con la intención de que encuentren una salida en el ámbito de la política, los estudiantes que no superen los exámenes de la Selectividad, que se están realizando esta semana, recibirán un título de la Universidad Rey Juan Carlos a modo de compensación.

La institución y el Ministerio de Educación han alcanzado un acuerdo sin necesidad siquiera de reunirse. “No nos hemos ni visto y ya estaba el trato cerrado”, declara el rector del centro, Javier Ramos. “Nuestra universidad es perfecta para la gente a la que no se le da bien estudiar porque no es necesario hacerlo”, añade. “A los alumnos que no se presenten a los exámenes de Selectividad les entregaremos directamente una licenciatura a modo de premio de consolación, porque lo importante es participar”, informa.

Aunque miles de alumnos se han estado esforzando durante todo el año para no tener que llegar a esa situación, algunos ven la medida con buenos ojos. “Al final un título en la Rey Juan Carlos te abre muchas puertas porque puedes optar a presidir una comunidad autónoma”, reconoce Beatriz Castaño, alumna de diecisiete años.

“Ser vicesecretario general de Comunicación del Partido Popular no es nada de lo que avergonzarse y en un momento dado no se me caerían los anillos por desempeñar ese cargo”, se sincera un joven. “Al menos unos meses hasta que encuentre algo de lo mío”, agrega.