El líder del Partido Popular, Mariano Rajoy, ha reconocido esta tarde que en el curriculum que figura en la página web oficial de su partido aparece la presidencia de España como una de sus ocupaciones. “No lo recuerdo, sinceramente, puede ser que esté”, ha admitido ante la prensa, quitando hierro tanto a este asunto como a la polémica del máster que habrían obtenido de forma irregular Cristina Cifuentes y también, según se ha sabido más tarde, el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado.

“Fue hace años, no es algo a lo que yo dedique mi tiempo, sinceramente”, ha insistido en relación a la presidencia del país. “Esto es un equipo de gente, todos hacemos cosas y nadie conserva todos los documentos de todo, como comprenderá. No tiene sentido ponerse a mirar si este presidió esto o lo otro en tal o cual año, centrémonos en lo que toca, no en polémicas absurdas que nos distraen de los asuntos verdaderamente serios y verdaderamente importantes”, ha argumentado Rajoy.

Ante la insistencia de los periodistas, el político popular ha precisado que “lo de la presidencia no lo sé, pero lo que sí les puedo decir es que, de joven, los sábados por la tarde, jugaba al baloncesto, en la liga de colegios, y el domingo por la mañana la liga de empresas, aunque éramos los mismos que los de la liga de colegios pero con otro nombre. Todo esto mientras estudiaba en los jesuitas. De esta época sí me acuerdo bien”.

Aunque se ha negado a demostrar con pruebas documentales que tiene algo que ver con el Gobierno de la nación, Rajoy sí se ha ofrecido a aportar archivos que, supuestamente, probarían que durante el mandato de José María Aznar ocupó diversas carteras. “Entre 1996 y 2003 ya estaba por aquí, en Administraciones Públicas, creo que también en la vicepresidencia y diría incluso que en Interior, aunque no sé si al final estuvo solo Jaime o nos turnamos. Tengo un cenicero de plata que es precisamente de aquella época. Les puedo asegurar que algo hice y de vez en cuando voy a las Cortes y si no se lo creen pregunten, allí me conoce todo el mundo”, ha asegurado, reiterando que “en cuanto a lo de la presidencia no pondría yo la mano en el fuego”.

Al ser preguntados, los ciudadanos españoles tampoco han podido confirmar que Mariano Rajoy les preside.