El Gobierno ha decidido hoy aplicar el artículo 155 de la Constitución española en la Comunidad de Madrid hasta que su presidenta, Cristina Cifuentes, vuelva a la legalidad. Con la medida se pretende recuperar la normalidad institucional sin necesidad de que se produzca una dimisión, cuyos efectos serían, según el Ejecutivo, aún peores.

“Cuando pase la polémica y remita el acoso mediático, cuando vuelva la sensación de legalidad, se retomará la situación previa”, ha subrayado Mariano Rajoy en una comparecencia esta mañana. “El Gobierno tuvo muchas oportunidades de aplicar antes el artículo 155, pero se prefirió actuar con prudencia, responsabilidad y sentido común, esperando que los medios de comunicación entraran en razón. Pero no ocurrió y ninguna rectificación logró contentar a la opinión pública”, ha reconocido el presidente al ser preguntado por el máster fraudulento de Cristina Cifuentes.

“No era nuestro deseo ni nuestra intención aplicar el artículo 155. Lo hacemos porque ningún Gobierno, de ningún país democrático, puede aceptar que se ignore la ley, que se mienta a la ciudadanía”, ha argumentado Rajoy. “El acoso de los medios no nos ha dejado otra opción”, ha insistido.

El mandatario confía en dar tiempo a Cifuentes para salir del foco mediático y para que las irregularidades relacionadas con su máster hayan quedado atrás, momento en el que podrá tomar de nuevo las riendas de la Comunidad de Madrid.