Tras innovar hace años con un candado numérico que supuso un antes y un después en la seguridad al viajar, ahora Samsonite lanza un nuevo modelo de maleta con ruedas, asientos, maletero y motor de 120 caballos que es, según la compañía, “el modelo de maleta más resistente y fácil de llevar que hemos diseñado jamás”.

La nueva valija ha sido bautizada como ‘Samsonite Mazda sedán’ y tiene unas medidas mucho mayores que aquellas a las que estamos acostumbrados: cuatro metros de largo por 1,73 de ancho. Sin duda, habrá que disimular muy bien para que la tripulación del avión permita subir la maleta a cabina. Sin embargo, y esta es según el fabricante su mejor prestación, ha sido catalogada como vehículo a tracción, por lo que la Samsonite Mazda tiene permiso para circular por carretera. Un ingenioso sistema de volante y pedales permite al usuario moverla a su antojo desde el propio interior de la misma.

José Fernando Cañamero, director de innovación de Samsonite, se muestra satisfecho con los resultados. “Dentro de la maleta caben hasta cinco personas”, explica. Y añade que “es la primera maleta con maletero, para meter otras maletas más pequeñas dentro de ella”.

Para llevar a cabo su tarea con la potencia que ofrece, la ‘Samsonite Mazda sedán’ se alimenta de gasolina. También existe una versión eléctrica, pero que solo alcanza los seis kilómetros por hora, ideal para los más preocupados por el medio ambiente y los menos obsesionados con llegar pronto.

Cañamero indica que el precio es algo elevado para lo que estamos acostumbrados a pagar por una maleta. “Se va más allá de los seis mil euros”, dice. “Pero a cambio se puede escuchar la radio desde su interior”, precisa.

El directivo no ha querido pronunciarse sobre las carreras ilegales de maletas que se han detectado en ciertas carreteras secundarias del Estado.