Zara Paseo de Gracia

«Me atendió Amancio Ortega en persona»

★★

Estaba mirando ropa en Zara el viernes pasado cuando el mismísimo Amancio Ortega se acercó a ayudarme. Me sorprendió comprobar lo joven que es y lo diferente que es en persona. En la televisión parece un anciano canoso con tez blanquecina, pero en las distancias cortas es un adolescente negro con largas rastas. Me dijo que era el hombre más rico del mundo y me invitó a tomar un café. Pasamos todo el día juntos, fue increíble. Al final pagué yo todo porque él no tenía suelto. Da gusto ver que, a pesar de todo lo que tiene, es un joven tan sencillo.

AMAIA CASABLANCA


Tarotista y vidente Ramón

«Pronosticó que me timarían y acertó de pleno»

★★★★

Acudí a la consulta de este tarotista y vidente hace dos días y la verdad es que me pareció muy efectivo. Nada más llegar, su perro lazarillo me recibió de manera muy amistosa. Luego Ramón me echó las cartas, pero como no ve nada se le cayeron al suelo. Me dijo que alguien me timaría pronto, después me cobró 50 euros por la sesión, cumpliéndose su predicción en menos de un minuto. Impresionante.

ROBERTO CAMUÑAS


Gimnasio Ultimate Fitness

«No me dejaron entrar»

A pesar de estar apuntado desde hace más de diez años, cuando acudí a ejercitarme a este gimnasio. La persona de la puerta me denegó la entrada al no reconocerme en la foto del carnet de socio. Es cierto que llevaba años sin ir y que en este tiempo he cogido un poco de peso, también me he sometido a una operación de cambio de sexo y ahora tengo vello facial por toda la cara, pero me sigue pareciendo una falta de respeto que traten así a sus clientes.

FEDERICO PERSIMÓN


Room Escape Comida Familiar

«Imposible salir»

★★★

Está muy bien diseñada porque, nada más llegar, te quitan el abrigo y lo llevan a una habitación misteriosa. Después te sientan en una mesa en la que tu tío y la abuela te bloquean la salida. Por si fuera poco, te empiezan a dar comida hasta que no puedes ni moverte, y cuando reúnes la fuerza suficiente como para intentar levantarte, sacan la baraja de cartas y te obligan a jugar porque sin ti no pueden formar los equipos. Sólo para expertos.

MARISOL REQUENA


Restaurante japonés Toyo

«Yo no puede comer nada»

(Traducción automática) Yo visita este restaurante atraída por buenas criticas. Se sienta en la mesa con cinta giratoria donde comida da vueltas para ser elegida. Mi asiento en esquina enseguida se descubre como malo, otros comensales cogen todos platos que a mí gustan antes de que lleguen a mi lugar. Espera paciente por buen sushi pero gordo en asiento cercano coge todos platos antes de que yo pueda ni olerlos. Yo estando ya tres horas sentadas y todavía no puede comer nada. Ayuda por favor.

BRENDA WALSH

El Mundo Today publica cada viernes en la revista OnBarcelona de El Periódico una selección de las reseñas que la capital catalana recibe en internet.