Denunciando el “grave intrusismo” en el sector carcelario, miles de presos de todo el territorio español han emitido un comunicado en las últimas horas criticando la entrada “en masa” de “personas normales sin experiencia en estos ambientes”.

“Son personas muy mal preparadas que no conocen ni los protocolos ni la jerga ni nada y te preguntan cosas todo el tiempo porque no tienen ni idea de dónde se han metido”, explica Fermín ‘Uñas’ González, un preso experimentado que ha sido obligado a compartir celda con un recién llegado. “Tienes que estar pendiente de ellos y explicarles cómo funciona todo”, se queja.

“¿No hay gente que, por méritos propios, merezca estar aquí en vez de estos?”, preguntan los reclusos.

Los presos lamentan también que los nuevos presos lleguen aquí “enchufados y escogidos a dedo” y sin formación en el mundo del crimen. En el comunicado los presos también lamentan que los novatos lloren por las noches “deprimiendo a todo el mundo y matando el buen ambiente que teníamos aquí”.