Tinder y Grindr se han vuelto demasiado “mainstream”. Si buscas rincones del ciberespacio más originales en los que conseguir un poco de diversión “y lo que surja”, la de Idealista es tu app. A continuación te regalamos unos cuantos consejos para encontrar el amor en el portal inmobiliario de referencia.

  • Desempolva tu calculadora y traduce el tamaño de tus genitales a metros cuadrados útiles. Procura que esa habitación que vendes te venda también a ti. Coloca las obras completas de Cortázar sobre la mesita de noche para parecer una persona culta e inteligente y comenta que los muelles del somier están afinados en “Sí, oh sí mayor”.
  • Aprovecha el apartado de “Ubicación” para indicar dónde se encuentran tus zonas erógenas.
  • Aprende a hablar en clave. Interpreta las intenciones de los ligones inmobiliarios cuando te digan cosas como “Sólo quiero un vacacional de fin de semana” o “Busco a alguien abierto a un alquiler con opción a compra”. Si la otra persona quiere que lleves tú los preservativos, el anuncio dejará claro que “tendrás que instalar tus propios dispositivos de seguridad”. Si lees que “el piso tiene más de 40 años pero muy bien llevados”, huye.
  • Haz click en la opción “Recibir aviso si cambia de precio”. Recuerda que, a menor precio, más desesperado estará el vendedor. Cuanto más desesperado esté, menor será su autoestima. Cuanta menos autoestima tenga, más fácil será que se resigne a tener una cita contigo.
  • No entres buscando viviendas, locales, trasteros o terrenos. Ve un poco más abajo en el menú y selecciona los baños de El Retiro o los de cualquier estación de autobuses.
  • Pon fotos de habitaciones llenas de consolas de videojuegos, “spinners” y pósters de El Rubius. Si tienes un poco de paciencia, tarde o temprano caerá en tus redes Kevin Spacey.