Tras batir sus alas ruidosamente haciendo enmudecer la plaza, un enorme cuervo “oscuro como la noche” se ha posado sobre la fachada del Palau de la Generalitat, en Barcelona, donde se está celebrando una reunión extraordinaria a menos de 24 horas de que el Parlament comience un pleno en el que podría proclamarse la independencia de Cataluña, según han informado numerosos testigos.

“Mirad, mirad”, ha exclamado señalando al cuervo la multitud reunida en la plaza Sant Jaume. La plaza se habría ido llenando durante las últimas horas de la tarde en apoyo la supuesta declaración de independencia que podría tener lugar mañana en el Parlament. Según los expertos consultados, es poco habitual que esta especie se atreva a adentrarse en la ciudad, por lo que su presencia resulta extraña.

“Oh, no”, han declarado los catalanes, tanto los que apoyan la independencia como los que no. Según han informado diversos medios, todos los perros de Cataluña han empezado a aullar de forma intermitente, lo que ha agravado una tensión que ha ido en aumento en los últimos días en toda la comunidad.

“¡Graaaaaahhhh, graaaahhhh!”, ha declarado el cuervo.

A última hora, diversos testigos afirman haber visto 154 cuervos más sobrevolar los alrededores.