Asegurando que a él le cuesta tomar este tipo de decisiones, Mariano Rajoy, presidente de España, ha trasladado a la Generalitat una petición oficial para que sea Carles Puigdemont el que decida si debe aplicarse el artículo 155 de la Constitución Española en Cataluña, lo que permitiría establecer una serie de medidas que suprimirían su autonomía. “Creo que son los catalanes los que disponen de la información necesaria para tomar ese tipo de resoluciones”, ha declarado Rajoy en una comparecencia urgente.

“La Generalitat conoce mejor el terreno y está en una posición ventajosa para saber qué le conviene más al pueblo catalán, por lo que son ellos los que deben saber si se merecen el 155 o, por el contrario, no han declarado la independencia y no se lo merecen”, ha explicado el mandatario tras un Consejo de Ministros Extraordinario.

Al cierre de la edición, Carles Puigdemont ha contestado al Gobierno central que lo consultará con los catalanes en un referéndum.