El responsable del ciberataque.

Diciendo que probablemente tenga “acento extranjero”, el FBI ha publicado hace unas horas un retrato robot del hacker responsable del ciberataque está afectando en estos momentos a grandes empresas de todo el mundo. “Es un varón con una capucha y el rostro completamente negro, pero es fácil de identificar porque intenta ocultarse tras una cascada de código binario muy luminosa”, explican desde el FBI.

El gobierno estadounidense también ha pedido a las tiendas de electrodomésticos que faciliten la información de cualquier cliente “con capucha” que haya adquirido más de un monitor de ordenador, pues sospechan que el hacker podría usar más de una pantalla “y puede que incluso alguna dispuesta en orientación vertical y con números verdes”.

El perfil también especifica que el hacker sólo siente aprecio por su chinchilla o su gato y escucha música electrónica a un alto volumen, lo que puede facilitar a su localización. “Vive en un loft de estética industrial y usa la expresión ‘esto es pan comido’ cada vez que rompe alguna barrera de seguridad”, explican desde el centro de inteligencia.

El FBI también sospecha que el hacker podría usar un sistema operativo desconocido para ellos y en el que simplemente aparece el término “LOADING VIRUS”.

El hacker habría accedido a a los sistemas por aquí.

El FBI también espera controlar el ciberataque mundial en cuanto detecten el túnel en 3D construido de flechas, teclas de ordenador y números por el que el hacker ha accedido a los sistemas de las multinacionales más importantes del mundo.

Se sospecha que el hacker podría ser sólo un eslabón en una organización cuyos líderes son diversas siluetas negras y sentadas alrededor de una mesa con un mapamundi difuminado por encima de ellos.