Como se venía rumoreando desde hace días, Netflix está negociando con el Vaticano la compra de una temporada completa de La Misa de La 2. La popular serie, producida hasta ahora para Televisión Española, está a punto de pasarse a la plataforma norteamericana después de que su presencia en el ente público fuese objeto de debate en el Congreso.

La Misa de La 2 es una serie cristiana de misas en directo que lleva tres décadas emitiéndose los domingos por la mañana y con una audiencia muy fiel. Netflix quiere apostar fuerte por la revitalización del formato con el encargo de una nueva temporada de 10 capítulos, 20 versículos y un especial de Navidad.

Según fuentes cercanas a la Santa Sede, los párrocos ya han empezado a escribir nuevos capítulos, pues la compañía de vídeo en “streaming” ha pedido ver todos los sermones de la nueva temporada. “Netflix nos obliga a competir con The Walking Dead, que también tiene tramas de resurrecciones, o con The Young Pope, pero contamos con la experiencia del directo y con la Palabra de Dios, que es el mejor guionista que se puede contratar”, ha explicado uno de los productores.

Los fans de la misa en España han aplaudido la noticia. “Qué ganas de tumbarnos en el sofá con la mantita y tragarnos diez misas del tirón”, confesaban algunos en las redes sociales.